Las 9 del 2017

Cerramos el año cumpliendo otra de las tradiciones de este blog. Entre las listas que van apareciendo por todos lados, como setas, también está la nuestra, aunque siempre la hacemos  con un matiz esencial: estas son las tres experiencias cinematográficas más potentes que cada uno de los miembros de Digital 104 ha vivido en los últimos 12 meses. ¿Son exactamente las mejores películas del año? No necesariamente. O sí. Que cada uno lo interprete como quiera. La selección, eso sí, es la de nuestras 9 películas del 2017.

Jonay elige:

El otro lado de la esperanza

Dir. Aki Kaurismäki.

09

“Kaurismäki en estado puro. A pesar de que lo sigue haciendo una y otra vez, película tras película, no deja de sorprenderme su maestría para contar dramas personales y criticar situaciones políticas desde su coherente y particular sentido del humor. Lo absurdo y lo neorrealista se unen en esta película de historias, de esperanzas, de luchadores y de perdedores. La vida misma”.

La La Land

Dir. Damien Chazelle

maxresdefault.jpg

“En enero pudimos verla en España y estrenar una película a principios de año hace que corras el riesgo de quedarte fuera de todas las listas de repasos cuando se acerca diciembre. Creo que La La Land merece ser considerada por rescatar con éxito el género musical. Reconozco que cuando terminé de verla me dejó un sabor agridulce: No logró saciar mis expectativas en su totalidad. Pero a medida que fue pasando el tiempo la película seguía resonando en mi cabeza y ganado con el reposo y el revisitado mental de cada secuencia, cada historia, cada coreografía, cada acorde… La La Land“.

Jim & Andy: The Great Beyond

Dir. Chris Smith

Jim-Carrey-Jim-and-Andy.jpg

“Siempre me ha parecido maravilloso cuando un making of trasciende a la película con entidad propia, en lugar de quedarse en un mero registro de lo que fue un rodaje. Jim & Andy recupera las imágenes grabadas tras las cámaras, hace ya 18 años, durante el rodaje de Man on the Moon para mostrarnos a un Jim Carrey que roza la locura buscando a un Hyde llamado Andy Kaufman. Estas imágenes que ahora ven la luz, unidas a una entrevista donde Carrey se desnuda para recordar y reflexionar, nos hacen pasar por estados emocionales de todo tipo e incluso el de dudar si lo que nos están contando es cierto. Fascinante”.

Jairo elige:

Mimosas

Dir. Oliver Laxe. 2016

Mimosas.jpg

Mimosas es el enigmático nombre de la segunda película de Oliver Laxe, un título coherente para una película imposible de explicar con palabras, porque su lenguaje es el del puro cine, capaz de fundir el misterio primigenio del mundo mágico, con algo tan explícito como los géneros cinematográficos del western y el cine de aventuras. Una película que reinventa el cine espiritual, que logra transportar a otros estados de conciencia o revelación, y absolutamente prodigiosa en su ejecución técnica”.

Un minuto de gloria (Glory)

Dir. Kristina Grozeva y Petar Valchanov. 2016.

glory-08.jpg

“Siento debilidad por las película de hombres adultos buenos que se ven abocados a sufrir en un mundo cruel, no apto para su inocencia vital, como El cartero y Pablo Neruda o Armonías de Werkmeister. Esta película búlgara que proyecto el Festival de Las Palmas me tuvo con el corazón en un puño desde el principio gracias a un guion brillante, un radiografía descorazonadora de esa Europa sistémicamente corrupta que no queremos ver, donde no hay espacio para la bondad, la ética o la sinceridad, encarnada en ese entrañable maquinista Tsanko Petrov. Un puñetazo de buen cine narrativo con el ser humano como centro”.

Tarde para la ira

Dir. Raúl Arévalo. 2016.

maxresdefault-1.jpg

“Si Mimosas es un trance y Un minuto de gloria un puñetazo, Tarde para la ira es un disparo seco, cortante, que elimina toda posibilidad de piedad, de perdón y de redención. Es el animal que somos desatado porque no puede haber otra opción. Desasosegante y redonda ópera prima, con el sucio grano del 16mm, mismo soporte que Mimosas, pero que aquí sirve para retratar lo que se ve, la pura pulsión de venganza, con una seguridad insólita para un actor que se pone por primera vez detrás de la cámara. Armada también sobre un guion impecable, sinceramente engañoso, y con un título que sintetiza como pocas veces la moraleja del relato”.

Domingo elige:

Twin Peaks: El regreso.

Dir. David Lynch

art01-cole00.jpg

“Lynch volvía -al universo Twin Peaks, a la televisión y a la actualidad como creador- a lo grande, absolutamente libre, resumiendo todas sus obsesiones cinematográficas y muchas de las plásticas, arriesgando siempre, creando un buen puñado de imágenes icónicas, derrapando al borde del ridículo en algunos momentos y dando, en otros, en la diana del verdadero miedo. Qué más se le puede pedir. Eso sí, que nadie espere una tercera temporada de la mítica serie. Este retorno es más una expansión del ‘Universo Twin Peaks’ que si representa una continuación de algo es de aquella loquísima primera media hora de la cada vez más reivindicable Twin Peaks: fuego, camina conmigo”.

Elle

Dir. Paul Verhoeven

cannes-2016-elle-de-paul-verhoeven-isabelle-huppert-au-sommet-de-l-ambiguite-veneneusem337768.jpg

“La vi casi un año después de su estreno, pero me conquistó. Por cómo está rodada, por el riesgo de la propuesta, por la maestría que demuestra Verhoeven al manejar las claves del thriller creando una película que, si viéramos sin prejuicios, podría disfrutar casi cualquiera. Pero sobre todo me conquistó, una vez más, ella, Isabelle Huppert. Por encima ya de su asombrosa capacidad -siempre sutil pero sin concesiones- para encarnar almas torturadas e incómodas, me vuelve a sorprender que, por más elementos comunes que puedan tener sus trabajos, cada personaje que afronta acaba siendo único”.

Did you wonder who fired the gun?

Dir. Travis Wilkerson

wilkerson-criitcia-655.jpg

“La estupenda Muestra de Cine de Lanzarote me permitió descubrir esta película que ha ido creciendo en el recuerdo desde entonces. Did you wonder who fired the gun? bucea en una historia real aparentemente lejana -un asesinato racista ocurrido en un perdido pueblo de Alabama en 1946- y obliga al cineasta a lavar los trapos sucios de su memoria familiar. Es una película de investigación, pero también un ensayo exorcisador, una road movie -de esas de vuelta a casa- y, ante todo, un ejercicio libre de creación documental que reflexiona sobre cómo el racismo está en el esqueleto mismo de la sociedad estadounidense y que es capaz, sin explicitarlo apenas, de trasladar esa reflexión al momento actual y a muchas otras sociedades del ‘bienestar’ en las que dormimos”.

BeFunky Collage

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.